Descripción

The Marzipan Man (el hombre de mazapán) es un personaje de cuento infantil, que habita en un mundo mágico e irreal donde los animales son los protagonistas. De hecho, vive debajo de un árbol, acompañado de dos conejos. No sale casi nunca, y desde su escondrijo escribe y escribe sin descanso. Las historias de The Marzipan Man nos trasladan a un mundo de encantamientos y sorpresas, cuentos post-modernos llenos de significados que nadie alcanza a entender del todo. Entre otras cosas, quizá, porque los escribe en inglés.

Jordi Herrera, cantante y guitarrista de Satellites, es el médium de The Marzipan Man en el mundo real. Jordi es mallorquín, pero vivió en Londres durante un puñado de años. Él cuenta a quien le quiera escuchar que un día de lluvia, cerca del bosque de Salisbury, se tropezó con el hombre de mazapán. De aquel encuentro no sabemos mucho más, pero sí sabemos que, a partir de aquel momento, las canciones fueron tomando forma hasta llegar a conformar en 2007 el repertorio de “The Marzipan Man Stories“, el disco de debut que Jordi interpreta en directo rodeado de amigos y amigas (en sus conciertos el número de instrumentistas es variable, entre dos y ocho personas, y los instrumentos incluyen pianos, arpa, contrabajo, violín, coristas o lo que haya a mano en ese momento).

marzipan man adventures

La increíble historia del hombre de mazapán continuaría en 2011 con la edición de su segundo trabajo, The Marzipan man adventures, un disco cocinado casi en su integridad por Jordi Herrera, lentamente y con amor, retocando cada pista y modulando cada melodía durante varios años hasta llegar al sorprendente resultado final. Las sesiones de grabación comenzaron a finales de 2006 en Londres, donde Jordi vivía entonces y culminaron en los estudios Cicely de Palma, el 13 de marzo de 2011, casi a la vez que Rafael Adrover entregaba el fantástico trabajo de portada y libreto interior.

Entre medias, los conciertos de The Marzipan Man ha consolidado su nombre como uno de los más sólidos artistas de dream-folk del momento (si es que existe esa etiqueta: si no, habría que inventarla para él). Cualquiera que le haya visto en directo en sus múltiples formatos sabe de su capacidad para crear ambientes envolventes y sugerentes como si de un joven Bob Dylan cruzado con un Devendra Banhart mediterráneo se tratara. Herrera compone y actúa con la mirada limpia y curiosa del que acaba de llegar y se deja empapar por todo lo que ve a su alrededor, pero con la sabiduría y el criterio que le da su experiencia como artista todoterreno.

Jordi posee el carisma y el magnetismo, ese factor pop que engancha al público y esa voz tan personal que fascina al oyente atento: es uno entre un millón. No lo dejes escapar.

The Marzipan man – Hypnotized

 

 
Reproducción sonora

 

Artículos en nuestra Tienda Espora